Inicio / Educación al consumidor / Consejos / Consejos para un consumo Inteligente: Haciendo un presupuesto

Consejos para un consumo Inteligente: Haciendo un presupuesto

Elementos financieros básicos

Si usted es una persona que necesita una guía para comprender sus finanzas, le recomendamos seguir los siguientes pasos.

1. Defina sus gastos. Le recomendamos utilizar un cuaderno o documento específico para sus finanzas personales, en el cual escriba mes a mes sus ingresos y gastos, tanto fijos como variables.

2. Controle sus gastos. Determine cuales de sus gastos son indispensables y cuales no, a partir de ellos estipule un tiempo en el que tendrá que prescindir de algunos tales como salidas a cine, comidas en restaurantes, así como artículos suntuosos.

3. Conozca su estado financiero.Después de identificar sus ingresos y gastos podrá identificar cual es su situación actual y que gastos debe eliminar o reducir para alcanzar las metas deseadas

Nunca es demasiado tarde para empezar a planear a futuro. Al realizar pagos cotidianos como: vivienda, alimentos, transporte, luz, teléfono y otros servicios, la idea de ahorrar le puede parecer prácticamente imposible. Sin embargo, si empieza a poner más atención a sus finanzas, podrá asegurar su futuro financiero.

Hacer un presupuesto lo ayudará a identificar y controlar sus ingresos y gastos mensuales.

Al poner en práctica los pasos básicos para mantener un presupuesto, podrá identificar cómo puede empezar a ahorrar y así podrá enfrentar necesidades a futuro, como la educación de sus hijos, su jubilación o unas vacaciones.

Hacer un presupuesto requiere de esfuerzo, pero éste le permitirá ver cómo está gastando su dinero. Éste es el primer paso para controlar sus finanzas.

Primer paso para realizar un presupuesto

Comprender su situación financiera es más importante que nunca. Al administrar cuidadosamente sus finanzas podrá:

  • Monitorear y administrar sus gastos
  • Ahorrar para comprar una casa o un automóvil
  • Tener dinero para enfrentar emergencias
  • Prepararse para su jubilación
  • Pagar la escuela de sus hijos

Comprender las finanzas personales y de su hogar puede ayudarle a crear una vida mejor y más satisfactoria para usted y su familia, y puede conducirlo a un futuro más estable.

Si necesita una guía para comprender sus finanzas personales y financieras, puede seguir los pasos abajo.

10 pasos a seguir para una situación financiera estable

Hacer un presupuesto exige compromiso, pero las recompensas valen la pena. Las personas lo hacen a diario y usted también puede hacerlo. Aquí le mostramos 10 pasos para alcanzar una situación financiera estable.

1. Domine sus gastos: Congele los gastos innecesarios mientras evalúa su situación financiera. La reducción de gastos puede hacerse de distintas formas. Se puede lograr al dejar de comprar artículos muy costosos, o comiendo en casa por un período determinado de tiempo, en vez de comer fuera.

2. Evalué sus finanzas: El primer paso para comprender su situación financiera es saber cuánto dinero necesitará para pagar todas sus cuentas. Le recomendamos determinar la cantidad total que debe al mes. Puede ser difícil enfrentarse a ese total, pero es vital que lo haga.

3. Establezca sus metas: Establezca una meta grande. Pague lo que debe mensualmente o en un tiempo determinado de tiempo. Incluso puede animar a sus seres queridos a participar y motivarse unos a otros hasta que alcance su meta.

4. Haga un plan: Ponga por escrito el plan para alcanzar su meta. El puede ayudarle a fijarse objetivos para los gastos mensuales como los de servicio público (electricidad, teléfono, etc.) comestibles, costos médicos, necesidades del hogar y transporte. Establezca objetivos realistas y trate de gastar menos. Haga decisiones importantes en su presupuesto de cómo aprovechar al máximo lo que gana para pagar deudas. No olvide hacer un presupuesto para lo inesperado.

5. Monitoreé sus gastos: Mediante el plan que ha desarrollado, monitoreé sus gastos para que pueda encontrar formas adicionales de ahorrar. Cuanto más dinero pueda aplicar a sus deudas por mes, más pronto estará financieramente estable.

6. Pague primero las cuentas más altas: El interés puede aumentar rápidamente en cuentas de cualquier tamaño, pero asegúrese de pagar primero aquellas cuentas con las tasas de interés más altas.

7. Conozca los intereses y los cargos por pagos atrasados: Conozca las tasas de interés y cuales son los cargos por pagos atrasados en todas sus cuentas. Evite los cargos por pagos atrasados para asegurarse de que no están sumándose a lo que usted debe, y explore las opciones para tasas de interés más bajas. Si no puede hacer un pago, llame a los bancos o compañías a las que les debe y hable con ellos sobre su situación.

8. Pague más del mínimo: Comprenda que pagar más del mínimo puede ser un paso vital para lograr sus metas. Esto es especialmente cierto con respecto a las tarjetas de crédito, aunque también podría ser útil para pagar otros préstamos, como los usados para comprar muebles, electrodomésticos, o electrónicos.

9. Premie el éxito: Comprométase a lograr su meta y determine lo que lo mantendrá motivado a mantenerse firme en su propósito. Considere compartir su meta con alguien que lo ayude a “ser honesto”, monitoreándolo de forma regular para ver cómo le va.

10. Sea paciente: Probablemente le tomó tiempo llegar a este punto, así que reconozca que no va a salir de esta situación de la noche a la mañana. Manténgase motivado. Y recuerde, pagar lo que debe cambiará su perspectiva. ¡Vale la pena esforzarse!

Recompensas de hacer un presupuesto

A medida que se esfuerza por llegar a su meta, le será posible planear, ahorrar para el futuro y fomentar riqueza en lugar de tener que preocuparse de pagar por cosas que compró hace tiempo.

Mientras que algunos de los beneficios de haber logrado comprender su actual situación financiera y pagar sus deudas son bastante tangibles, las mayores recompensas que recibirá son aquellas difíciles de medir con una calculadora.

Desarrollar buenos hábitos para administrar su dinero le proporcionará acceso a tasas de interés más bajas, términos de préstamos más favorables y le permitirá esforzarse para lograr otra meta como poseer una casa o tomarse las vacaciones de sus sueños.

En resumen, vivir sabiendo que su situación financiera es estable y que está libre de deudas le brindará la libertad y capacidad de enfocarse en las personas más importantes de su vida.

Gaste de forma inteligente

Alcanzar metas establecidas puede ser muy sencillo siguiendo algunos pasos básicos que permitan tener un mejor control de cuanto dinero recibe y en que se gasta mensualmente; lo más importante es tener un plan y un presupuesto.

Un presupuesto es una radiografía de su estado financiero, le permite tener un control de sus finanzas e identificar exactamente en que está gastando su dinero, de esta manera usted podrá definir prioridades y hacer los cambios necesarios para ajustarlo.

Realizar un presupuesto ayudará a efectuar compras inteligentes, ya que le permite planear para obtener cosas que desea. Es necesario que su presupuesto se apegue a la realidad, si sus gastos son mayores a sus ingresos debe reducirlos, además recuerde que estos deben ser cubiertos con sus ingresos y no con el crédito.

Comprender las finanzas personales y de su hogar puede ayudarle a crear una vida mejor y más satisfactoria para usted y su familia, y puede conducirlo a un futuro más estable.

Creando un plan

La planeación por sí misma no cambiará la forma en la que gasta, pero le permitirá reconocer qué hábitos debe modificar.

  • Calcule lo que puede permitirse gastar
  • Establezca metas para ahorrar
  • Determine qué gastos son necesarios y cuáles pueden ser reducidos

La parte más difícil de hacer un presupuesto es organizarse y anotar todos sus gastos, especialmente la primera vez que lo hace. Pero a través del tiempo, se convertirá en algo muy natural, y podrá controlar sus gastos con mayor precisión.

¿Por dónde empezar?

Para comenzar, recopile su información. Reúna los registros de todos sus ingresos y gastos, como:

  • Cualquier cuenta y recibo de compra con dinero en efectivo
  • Cualquier recibo de compra con tarjeta de crédito
  • Cualquier estado de cuenta

Una vez que haya calculado lo que gana podrá tener una mejor perspectiva de su situación. Si sus gastos son mayores que sus ingresos, necesita reducirlos. Asegúrese de pagar sus gastos mensuales con ingresos y no con su crédito.

No dependa de una tarjeta de crédito para cubrir un déficit de efectivo o su saldo aumentará hasta convertirse en una deuda.

Gastos Fijos y Gastos Variables
Existen dos tipos de gastos, los fijos y los variables, al momento de realizar su presupuesto debe identificarlos y clasificarlos en estas categorías, de esa manera usted podrá realizar las modificaciones necesarias.

  • Gastos fijos:Son aquellos que debe pagar periódicamente y no pueden ser eliminados; tales como renta, despensa, gastos de la casa, etcétera.
  • Gastos variables: Se refiere aquellos gastos que puede modificar de un mes a otro, en ocasiones podrá eliminarlos tales como comidas en restaurantes, ropa, entretenimiento, entre otros.

12 reglas financieras de Oro

1. Planee su futuro financiero- Dedique tiempo para establecer metas financieras con un plan realista para lograrlas.

2. No espere recibir algo a cambio de nada- Sea cauteloso con respecto a los anuncios, vendedores y otras fuentes de ofertas financieras que prometen algo gratis.

3. Altos retornos equivalen a altos riesgos- Reconozca que nadie le pagará altas tasas de interés en algo seguro. En la mayoría de los casos, entre más alta sea la tasa de interés que le ofrezcan, será mayor el riesgo de perder algo, o todo, del dinero que está invirtiendo. La diversificación de los activos es la mejor protección contra el riesgo.

4. Sepa cuál es la cantidad neta de su sueldo- Antes de comprometerse a gastos considerables, calcule la cantidad de sus ingresos que tendrá disponible. Los ingresos netos, después de deducciones obligatorias, son más importantes a la hora de hacer sus cálculos que los ingresos brutos antes de las deducciones.

5. Compare las tasas de interés- Obtenga la información de las tasas de interés de múltiples servicios financieros para obtener el mejor valor para su dinero.

6. Páguese a usted primero- Antes de pagar las cuentas y otras obligaciones financieras, separe una cantidad que pueda permitirse ahorrar cada mes en cuentas designadas para metas a largo plazo y emergencias inesperadas.

7. La cantidad se duplica por la “Regla de 72”- Para determinar cuánto tiempo le tomará duplicar su dinero, divida la tasa de interés por 72. Por ejemplo, una cuenta que gane un interés del 6% se duplicará en doce años (72 dividido por 6 equivale a 12).

8. Su crédito pasado es su crédito futuro – Esté consciente de que se mantienen reportes de crédito, en los que se documentan los pagos de préstamos de los prestatarios. La información negativa en los reportes de crédito puede afectar su capacidad de solicitar un préstamo en un momento futuro.

9. Comience a ahorrar desde joven – Reconozca que el total de sus ahorros está determinado tanto por el interés que gana en esos ahorros, como por el período de tiempo que ahorre. Cuanto más pronto comience a ahorrar, mayor será la cantidad de fondos que logrará acumular en el transcurso del tiempo.

10. Permanezca asegurado- Adquiera una póliza de seguro para evitar ser aniquilado después de una pérdida financiera, como una enfermedad o un accidente.   Un plan de seguro debe ser parte de su plan financiero personal.

11. Haga un presupuesto de su dinero- Haga un presupuesto anual para identificar los ingresos y gastos inesperados, incluyendo los ahorros. Esto le servirá de guía para ayudarle a vivir con sus ingresos.

12. No pida prestado lo que no podrá pagar- Sea un prestatario responsable que paga tal como prometió, demostrando que es merecedor de obtener crédito en el futuro. Antes de pedir prestado, compare sus obligaciones totales de pago con los ingresos que tendrá disponibles para hacer esos pagos.

Elementos fundamentales de la planificación financiera

La planificación financiera es el proceso de resolver problemas financieros y alcanzar metas financieras mediante el desarrollo e implementación de un plan.

¿Qué incluye?

Administración de flujo de dinero – Ubicación de los ingresos día a día y su uso efectivo en el pago de los actuales gastos de la vida diaria, así como en acumular activos que serían usados para cumplir con las metas financieras.

Planificación y administración de impuestos – Comprensión y aplicación de impuestos nacionales, provinciales y municipales, por ejemplo, el impuesto sobre bienes personales, ganancias, ingresos brutos, etc.

Planificación y administración de riesgos – Prever riesgos como perder la vida, ingresos o una propiedad.

Planificación y administración de inversiones – Metas de acumulación que requieren hacer y administrar inversiones.

Planificación y administración de bienes inmuebles – Transferencia de activos a nuestros herederos con el mínimo de impuestos y otros costos.

¿Por qué planear?

Cualquier persona que tenga retos financieros que resolver o metas financieras que alcanzar, requiere de una planificación financiera que contribuya a tener mayor riqueza y seguridad financiera.

¿Por qué las personas dejan de planear?

  • Creer que sus ingresos no son suficientes.
  • Considerarse demasiado jóvenes o demasiado viejos para planificar.
  • Rehusarse a enfrentar algunos aspectos de la planificación (pensar en la muerte, incapacidad, enfermedad, etc.)
  • Tendencia a postergar
  • Pensar que la planificación financiera es costosa

Los pasos a seguir en la planificación financiera

  • Identificar las metas y objetivos
  • Recopilar los datos necesarios
  • Analizar la situación presente y considerar las alternativas
  • Desarrollar las estrategias para alcanzar las metas
  • Implementar las estrategias
  • Examinar y revisar periódicamente

9 recomendaciones para controlar su dinero

1. Establecer metas específicas
Ahorrar es más fácil cuando se tienen metas claras.

  • Comprar una casa
  • Jubilarse
  • Mandar a sus hijos a la Universidad
  • Viajar alrededor del mundo

Para que su plan sea sólido, es fundamental que las metas tengan un tiempo y costo establecido. Una vez que las tenga claras necesita ordenarlas por prioridad.

Cualquiera que sea su objetivo, sea específico. Calcule cuantas semanas o meses hay entre el presente y la fecha en que desea alcanzar su objetivo. Divida el costo estimado por el número de semanas o meses. Esa es la cantidad que necesita ahorrar cada semana o cada mes para tener suficiente dinero guardado. Recuerde, una meta es un sueño al que se le ha fijado un plazo.

2. Si usted no lo ve, no lo extrañará
Ahorre e invierta un porcentaje (del 5 al 10%) de sus ingresos brutos anuales. Esto puede ser más difícil de lo que parece. Busque crear un presupuesto sólido que le permita monitorear sus gastos y poder planear como va a empezar a ahorrar.
Le recomendamos que una vez controlados sus gastos, pase un monto mensual a su cuenta de ahorros. En algunos casos, comenzar a ahorrar regularmente es al transferir automáticamente una parte de su sueldo a una cuenta de ahorros o fondo mutuo. La idea es la siguiente: si usted no lo ve, no lo extrañará.

3. Mantenga un fondo de emergencia
Antes de comprometer su recién establecido ahorro a inversiones volátiles y difíciles de alcanzar, asegúrese de que cuenta al menos con la cantidad equivalente a un período de tres a seis meses de gastos ahorrados en un fondo de emergencia para poder mantenerse a flote en caso de tiempos difíciles. Mantener el dinero líquido le garantizará que no tendrá que vender inversiones cuando su precio esté bajo, y le garantizará también que siempre podrá disponer rápidamente de él.

4. Pague su tarjeta de crédito
Si está tratando de ahorrar mientras tiene al mismo tiempo un saldo grande en su tarjeta de crédito, a un interés de, por ejemplo, el 19.8%, piense que liquidar la deuda representa un retorno garantizado de casi el 20%. Una vez que haya pagado sus tarjetas de crédito, úselas solamente para su comodidad, y pague el saldo por completo todos los meses.

5. Asegure a su familia
Situaciones de crisis como la pérdida de empleo, una demanda, enfermedad o accidente pueden ser devastadores desde el punto de vista financiero si usted no cuenta con un seguro apropiado.

La clave del seguro es cubrir solamente aquellas pérdidas financieras que sean tan grandes que usted no pueda enfrentarlas. Si alguien depende de sus ingresos, necesita un seguro de vida adecuado. La cobertura de incapacidad a largo plazo también será importante mientras necesite los ingresos de un empleo. Asegúrese de contar con la cobertura de responsabilidad adecuada en las pólizas de su hogar y su auto.

Para ahorrar en primas anuales, posiblemente podría aumentar su deducible de seguro, o eliminar las coberturas dobles. Y cuando compre seguro (de vida, de la casa, incapacidad o auto), asegúrese de buscar diferentes opciones, y adquirirlos solamente de una firma de buena reputación.

6. Compre una casa
Obtener un bien como una casa, le brindará seguridad y a su familia. Aunque es un gasto considerable, es una inversión que le dará importantes beneficios. Debe considerar muchos aspectos para elegir el tipo de crédito que va a solicitar; la buena noticia es que pueden encontrar propiedades por una tasa anual razonable. Es más, la adquisición de una casa mediante un crédito hipotecario le da derecho a la deducción de los intereses y a obtener una devolución de impuesto sobre la renta al final del ejercicio fiscal.

7. Diversifique sus inversiones
Cuando se trata de manejar sus riesgos para incrementar al máximo su rendimiento, vale la pena diversificar. Es importante que diversifique entre tres tipos de activos: efectivo, acciones y bonos. Una vez que ha decidido una estrategia de asignación entre estas tres clases de inversiones, es importante diversificar dentro de cada activo. Esto significa comprar múltiples acciones dentro de una variedad de industrias y adquirir bonos con distintas fechas de vencimiento.

Dicho de forma sencilla, no ponga todos los huevos en la misma canasta. Además, no cometa el error de poner la mayor parte de su dinero en inversiones “seguras” como las cuentas de ahorros, plazos fijos y fondos comunes de inversión. A largo plazo, la inflación y los impuestos devorarían el poder adquisitivo de su dinero en estos “refugios seguros”.

Todas las inversiones conllevan alguna compensación entre riesgo y rendimiento. La diversificación reduce el riesgo innecesario al repartir su dinero entre una variedad de inversiones. Además de la diversificación, la única estrategia más efectiva es la de invertir continuamente a través del tiempo, con una perspectiva a largo plazo.

8. Elabore un testamento
La forma en que una persona capaz puede disponer de sus bienes y derechos, declarar o hacer cumplir deberes después de su muerte, es la elaboración de un testamento.

 

Fuente: Consumo inteligente Mastercard Wordwide

Sobre

Revisa También

¿Cómo hacer para cambiar de prepaga?

Ante los sucesivos aumentos en las cuotas, muchos afiliados eligen pasarse a otra empresa para …