Inicio / Educación al consumidor / Consejos / Por qué la venta a distancia goza de una tutela especial

Por qué la venta a distancia goza de una tutela especial

 

Es muy importante que como consumidores conozcamos nuestros derechos para poder defenderlos, respetarlos y hacerlos respetar.

 

La Ley de Defensa del Consumidor, en sus artículos 32 al 35, establece una forma de contratación un poco distinta de la que estamos acostumbrados. Es la “venta domiciliaria o a distancia”.

En el articulado, se establece una tutela especial para este tipo de contratación, para darle mayor confianza al consumidor a la hora de contratar.

La tutela especial consiste en que el consumidor que decida contratar “a distancia” goza del plazo legal de 10 días para revocar la aceptación.

¿Qué significa esto? Que si una vez que el consumidor recibe en su domicilio el bien que compró (cualquiera sea, menos perecederos ni protegidos por leyes sanitarias, por ejemplo, medicamentos), abre el paquete y se da cuenta de que no es lo que él quería –literalmente, “se arrepiente” de haberlo comprado–, la ley le da la posibilidad de devolver el producto adquirido, sin expresión de causa y sin ningún tipo de costo o cargo por esta revocación. Eso sí, esa revocación debe hacerla dentro de los 10 días de haber recibido el producto.

¿Cómo tiene que hacerlo? El consumidor se comunicará con el vendedor, le manifestará su voluntad fehaciente, por escrito, de revocar la aceptación de la compra, indicándole al vendedor que pase a retirar el producto por su domicilio y solicitándole el reintegro del dinero, completo, sin ningún tipo de descuento ni de cargo.

En caso de algún tipo de negativa por parte del vendedor, el consumidor puede hacer la denuncia respectiva en la oficina de Defensa del Consumidor más cercana a su domicilio, a fin de hacer valer su derecho.

¿Cuál es el justificativo legal para darle este beneficio al consumidor? La doctrina entiende que el consumidor puede haber actuado por impulso, sin pensarlo demasiado, o no haber podido comparar precios con otros proveedores, o simplemente no haber tenido el producto frente a él para probarlo y decidir así una compra “consciente”.

La rapidez con la que uno puede realizar una compra –por medios electrónicos, por ejemplo– hace pensar que la decisión del consumidor puede no haber sido madurada lo suficiente.

En este tipo de transacciones, se entiende que el consumidor –que de por sí está en una condición de inferioridad respecto del vendedor– a su vez se encuentra en una situación de vulnerabilidad aun mayor.

Es muy importante que como consumidores conozcamos nuestros derechos para poder defenderlos, respetarlos y hacerlos respetar. De lo contrario, la tutela legal termina siendo “letra muerta”. ¿Por qué? Porque la ley existe, pero si no exigimos su aplicación y la defendemos, queda ahí, en el papel.

Mariela A. Moncada

Abogada

 

http://www.lavoz.com.ar/opinion/por-que-la-venta-distancia-goza-de-una-tutela-especial

 

Sobre Mario Vadillo

Revisa También

Protectora en Cordoba: Dra. Mariela Moncada en una entrevista con Radio Nacional Cordoba

Dra Moncada: Es positivo que se brinde la información clara, pero ante la primera confusión …