Inicio / Noticias / «El cliente no está obligado a recibir vales ni caramelos»

«El cliente no está obligado a recibir vales ni caramelos»

Defensa del Consumidor advierte la necesidad de actualizar la ley de redondeo.

Ante las diferentes prácticas a las que recurrieron los comerciantes, desde la Secretaría de Defensa del Consumidor salieron a advertir a los consumidores.

«No se puede hacer, salvo que el cliente acepte que le den el vuelto en caramelos, pero no tiene la obligación», indicó Carlos Morello, secretario del organismo. El cliente no está obligado a recibir ninguna restitución de su vuelto.

Por otro lado, hizo hincapié en la necesidad de actualizar la ley de redondeo, por lo que, indicó, le pedirá a los diputados nacionales que presenten la modificación.

La ley de redondeo se basa en el principio de «lealtad comercial», en su artículo 9 bis manda que «en todos aquellos casos en los que surgieran del monto total a pagar diferencias menores a cinco (5) centavos y fuera imposible la devolución del vuelto correspondiente, la diferencia será siempre a favor del consumidor».

«Ese monto ya no existe en la economía argentina, si la diferencia era menor a 5 centavos se redondeaba para abajo. Hay que actualizar los valores, debería ser 5 pesos», aseguro Morello y resaltó que «siempre se debe redondear para abajo, a favor del consumidor. Cuando el vuelto es imposible, eso dice la ley».

La Secretaría de Defensa del Consumidor aún no recibió denuncias por el reemplazo de los vueltos.

Más allá de la advertencia, el funcionario reconoció la falta de monedas, y recalcó que la situación es dispar porque «mientras sí hay en Buenos Aires, los bancos de Salta tienen problema para conseguir cambio». Morello contó que en una reunión mantenida con banqueros de la provincia, le explicaron que la raíz del problema es la reposición: «El comerciante debería tenerlo, pero el banco no le da porque no tiene. El Banco Central no manda billetes grandes, ni las monedas». Según los banqueros, solo reciben billetes de 100, los de mil y 500, al igual que las monedas, tampoco llegan.

El problema de la reposición sería también el traslado de las monedas y los billetes. La entidad bancaria que solicita la reposición debe solventar el transporte y, según Morello, esto dificulta la situación ya que «los fletes son carísimos, la situación es compleja», aseguró.

El BCRA asegura  que sí hay stock

Consultados algunos bancos locales, indicaron que no están obligados a proveer de cambio a los comerciantes. Aunque también admitieron que ante la dificultad, cuando reciben algo de cambio, se prioriza a los comerciantes que son clientes.

Fuentes del Banco Central aseguraron a El Tribuno que hay stock de monedas e informaron que la forma de recibirlas es por diferentes vías. Por un lado, la entidad bancaria las hace llegar a través de sus tesoros regionales, que son las sucursales del Banco Central en el interior. «Hay prácticamente uno en cada capital provincial, en Salta hay uno», aseguraron, y añadieron que «los bancos pueden buscar cambio en este Tesoro Regional, es la vía más habitual». La otra vía a través de los bancos centrales.

Además, resaltaron que el Central provee a cada banco y, al mismo tiempo, ese banco tiene responsabilidad de redistribuir las monedas y los billetes a su red de sucursales.

En cuanto a si los bancos tienen o no la obligación de dar cambio, aseguraron que sí deben hacerlo.

En Buenos Aires se está utilizando una nueva vía para incrementar el abastecimiento ante la eliminación del billete de 2 pesos desde el mes pasado. Consiste en la entrega directa a sucursales o empresas desde el Banco Central, mediante transportes oficiales.

Las diferentes entidades bancarias consultadas coincidieron en hacer hincapié en que el problema del cambio se evitaría si todos los comercios cumplieran con el cobro con débito. La AFIP resolvió que desde abril todos los comercios deben recibir pagos con débito. Quedan exceptuados comerciantes que desarrollen su actividad en poblaciones de menos de mil habitantes, o para operaciones inferiores a diez pesos.

A fines del año pasado se lanzaron las nuevas monedas de 1 y 5 pesos. Pero tampoco suelen verse en Salta, a pesar de que desde el Banco Central aseguraron su disponibilidad.

Las nuevas piezas forman parte de la nueva familia de monedas, «Árboles de la República Argentina», compuesta por cuatro denominaciones de 1, 2, 5 y 10 pesos, con las imágenes del jacarandá, el palo borracho, el arrayán y el caldén, respectivamente. Durante este año se emitirán las de 2 y 10 pesos.

Fuente: https://www.eltribuno.com/salta/nota/2018-6-18-23-14-0–el-cliente-no-esta-obligado-a-recibir-vales-ni-caramelos

Sobre Romina Rios Agüero

Revisa También

Audiencia pública por aumento en tarifa de agua- Mendoza